Connect with us
La Fuerza Aérea de los Estados Unidos realizará un duelo entre drones y aviones tradicionales. ¿Quién vencerá? IA Al máximo. La Fuerza Aérea de los Estados Unidos realizará un duelo entre drones y aviones tradicionales. ¿Quién vencerá? IA Al máximo.

Inteligencia Artificial

Lo próximo de EEUU: Drones vs Aviones de Guerra

La Fuerza Aérea de los Estados Unidos realizará un duelo entre drones y aviones tradicionales. ¿Quién vencerá? IA Al máximo.

La Fuerza Aérea de los Estados Unidos realizará un duelo entre drones y aviones tradicionales. ¿Quién vencerá? IA Al máximo.

Los Drones se preparan para su principal duelo histórico: la Fuerza Aerea de los EEUU probará aviones no tripulados y los enfrentará a los aviones de guerra tradicionales. ¿Se viene el reemplazo de soldados? La nostalgia por el After Burner a flor de piel.

Guerra de avionsitos

La Fuerza Aérea de los Estados Unidos (USAF) prepara un combate experimental.

Uno de sus drones de combate se enfrentará a un avión pilotado, en un test que está planeado para realizarse en julio de 2021.

Así lo ha confirmado Jack Shanahan, jefe del Centro de Inteligente Artificial del Pentágono estadounidense.

«Es una idea muy muy atrevida», ha explicado el teniente general.

No es la primera vez que vemos a los Estados Unidos utilizar estos drones no tripulados para distintas operaciones militares, pero este test se realizaría con uno de sus nuevos aviones autónomos avanzados.

La hora de los Drones

Una iniciativa todavía en desarrollo que desde Air Force Magazine describen como uno de los grandes «proyectos lunáticos» del ejército estadounidense.

El XQ-58A Valkyrie es uno de los prototipos de dron autónomo que las fuerzas aéreas tiene entre manos y podría ser el elegido para la prueba.

En marzo de 2019 completó su primer vuelo en el campo de pruebas de Arizona.

Inicialmente esta nave fue diseñada para actuar como «compañero» de otros aviones o incluso desplegarse como parte de un enjambre de drones, con o sin control directo de un humano.

Estamos ante una nave con una longitud de 8,8 metros y una velocidad máxima de 1.050 kilómetros por hora.

El programa Skyborg del Laboratorio de Investigación de la Fuerza Aérea (AFRL) desarrolló la inteligencia artificial de estos aviones no tripulados y, según describe The National Interest, estaba previsto para estar preparado para el combate en 2023.

Implementando lo último en IA

Pero antes de esa fecha ya se prepara un ambicioso test.

En una reunión organizada por el Instituto Mitchell para los estudios aeroespaciales, Shanahan ha descrito que había intercambiado varios correos el pasado fin de semana con el líder del equipo en el proyecto, el capitán Steven Rogers del AFRL.

Después de esos mensajes se estableció que «un vehículo autónomo iba a enfrentarse a un avión tripulado por un humano en algún tipo de enfrentamiento aire-aire».

En esta etapa es posible que en el aire «no se utilice mucha IA», pero con el tiempo «marcará una gran diferencia«, explica el teniente general.

Por el momento no queda claro qué vehículo se utilizará para el test ni qué tipo de enfrentamiento habrá. «Tal vez sea una nave de 20 metros o quizás sea un enjambre de pequeños drones autónomos».

Un pequeño paso para el hombre y los drones

Como toma la BBC, la navegación autónoma todavía está lejos de implantarse.

El propio Shanahan es prudente y apunta que hay más de 10 compañías invirtiendo más de 13.000 millones de dólares y todavía no se ha desarrollado un coche autónomo de nivel 4 comercial.

Más optimista parece Elon Musk, quien el pasado mes de febrero afirmaba en uno de sus llamativos tuits que «el F-35 no tendría nada que hacer contra un caza autónomo».

Una contundente frase lanzada después de defender que los Estados Unidos debían desarrollar una alternativa al nuevo Lockheed Martin F-35.

En una mesa redonda en el Air Warfare Symposium de Orlando, Musk indicaba que «la era de los cazas ha pasado. La guerra con drones es el futuro. No es que yo quiera ese futuro, es simplemente que ese es el futuro».

La hora de la verdad

El test de las Fuerzas Aéreas para julio de 2021 es la prueba en un entorno real de los distintos combates entre la IA y pilotos experimentados que se han llevado a cabo desde hace años en simulaciones y condiciones de laboratorio.

En 2016, el coronel de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos Gene Lee explicaba que en sus combates con el simulador jamás pudo con ALPHA, un sistema de inteligencia artificial desarrollado por la Universidad de Cincinnati.

«Parecía estar al tanto de mis intenciones y reaccionar instantáneamente a los cambios en mi forma de volar o en la forma que tenía de manejar los misiles».

«Sabía como ganarme en cada movimiento que hacía. Se movía instantáneamente entre las acciones ofensivas y defensivas según lo necesitaba», describía entonces el veterano coronel.

Las dudas de si la IA es suficiente avanzada para vencer a los pilotos humanos se intentarán disipar en esta prueba.

Fuente: Xataka

Inteligencia Artificial

Dynatrace lanza Grail para una analítica empresarial sin límites

La nueva tecnología de la plataforma core unifica los datos, conservando su contexto para ofrecer respuestas rápidas, escalables y rentables.

La nueva tecnología de la plataforma core unifica los datos, conservando su contexto para ofrecer respuestas rápidas, escalables y rentables, con respuestas y automatizaciones impulsadas por la IA.

Dynatrace, la compañía de inteligencia de software, anunció hoy el lanzamiento de su tecnología core Grail dentro de la plataforma de inteligencia de software Dynatrace. Grail revolucionará el análisis y la gestión de datos al unificar los datos de observabilidad, de negocio y de seguridad de entornos multi nube y nativos de la nube, conservando su contexto y proporcionando respuestas instantáneas, precisas y rentables impulsadas por la IA y la automatización.

Inicialmente, Dynatrace está aprovechando Grail para optimizar el análisis y la gestión de registros. En el futuro, la empresa espera ampliar la tecnología para activar otras soluciones de TI, desarrollo, seguridad y análisis empresarial.

Las arquitecturas multinube y nativas de la nube, la columna vertebral de la transformación digital, producen una explosión de datos. Estos datos están divididos en silos, lo que refleja las diversas partes del ecosistema de la nube donde se originaron.

Para extraer valor de estos datos utilizando soluciones tradicionales, los equipos de ITOps, DevOps, SRE y seguridad necesitan estructurarlos para reflejar las preguntas que esperan hacer en el futuro. Se basan en procedimientos manuales que consumen mucho tiempo, incluyendo la indexación de datos y rehidratación, además de gestionar varios depósitos de datos, que no pueden reaccionar con la suficiente velocidad a los rápidos cambios de los entornos de aplicaciones y de la nube o a la evolución de las amenazas a la seguridad.

El costo y la sobrecarga de mantener procedimientos anticuados y conjuntos de herramientas fracturadas superan el valor comercial. Las nubes modernas exigen un nuevo enfoque.

Según Stephen Elliot, vicepresidente del grupo de I&O, operaciones en la nube y DevOps de IDC, “los entornos multi nube y nativos de la nube dinámicos y en expansión son un ecosistema de diversas tecnologías y servicios, y su composición cambia cada segundo. Este paradigma hace que sea fundamental para las organizaciones adquirir una plataforma con capacidades avanzadas de IA, análisis y automatización. La plataforma debe ser capaz de incorporar los datos comerciales, de seguridad y de observabilidad, colocarlos en un contexto preciso en tiempo real y facilitar el acceso a información respaldada por datos cuando sea necesario.

Continue Reading

Inteligencia Artificial

Shutterstock y Getty determinantes con las imágenes creadas por IA

El debate ya está en boca de todos. ¿De quién es el derecho de autor de las fotos creadas por IA?

El debate ya está en boca de todos. ¿De quién es el derecho de autor de las fotos creadas por IA?

Las cada vez más grandes posibilidades que ofrecen los generadores de imágenes como Craiyon, DALL-E 2, Midjourney y Stable Diffusion han despertado el interés comercial de algunas personas. Algo así como: «¿Qué tal si creamos arte con estos programas impulsados por inteligencia artificial (IA) y lo vendemos en la Web?».

Se trataba, quizá, de una alternativa para hacer dinero de manera relativamente fácil. Pese a la controversia que podría generar tal movimiento, los grandes bancos de imágenes no habían definido reglas claras sobre la venta y carga de imágenes generadas por IA, hasta ahora, que están empezando a tomar cartas en el asunto.

Los derechos de autor son un asunto en constante evolución, aunque, por lo general, las leyes encargadas de protegerlos van por detrás de los desafíos que presentan las nuevas dinámicas y los avances tecnológicos. En 2008, un mono se tomó una selfie. Cuando esta llegó a Wikimedia Commons en 2011 se abrió un debate.

¿Quién tiene los derechos de autor de la selfie? ¿Naruto, el adorable macaco con cresta de Indonesia, o alguien más? El desarrollo de la historia da para todo un artículo, pero, en resumidas cuentas, no fue hasta 2018 que la justicia estadounidense determinó que el mono, al ser un animal, no podía poseer los derechos de autor de la imagen.

Un escenario similar estamos viviendo con los generadores de imágenes impulsados por IA. Una pregunta es: ¿a quién pertenecen los derechos de autor de las obras creativas creadas con estos programas que en muchas ocasiones están compuestas por elementos de artistas y fotógrafos profesionales que tienen su propio copyright?

Ciertamente, en la actualidad no hay un consenso. La Organización Mundial de Propiedad Intelectual (OMPI), por ejemplo, señala que solo las personas pueden ser autoras de obras creativas, por lo que estas creaciones basadas en IA están en una especie de limbo. No obstante, todo parece indicar que las normas se actualizarán a estos tiempos.

He aquí una de las razones de por qué los bancos de imágenes están replanteándose su postura frente las obras generadas por programas de inteligencia artificial. Hasta hace unos días era algo común encontrar usuarios vendiendo ilustraciones de stock generadas principalmente por Midjourney en estas plataformas.

Una búsqueda con el término «ai-generated» en Shutterstock nos arrojó un buen número de resultados. Desde «niños con mochilas» hasta un «simpático robot artista«, pasando por «una imagen abstracta del otoño«. En todos estos casos, los usuarios que cargaron las imágenes indicaron en la descripción que habían sido creadas con IA.

Ahora, según Vice, Shutterstock habría empezado a eliminar imágenes generadas por IA, aunque sus términos de servicio actualmente no las prohíben explícitamente. Más drástico ha sido el movimiento de Getty Images, Newgrounds, PurplePort y FurAffinity, que han decidido prohibirlas recientemente.

En declaraciones a The Verge, el CEO de Getty Images, Craig Peters, dijo que “existen preocupaciones reales con respecto a los derechos de autor de los resultados de estos modelos y problemas de derechos no abordados con respecto a las imágenes, los metadatos de las imágenes y las personas contenidas en las imágenes”.

Por consecuencia, el banco de imágenes estadounidense ha empezado a trabajar con C2PA (la Coalición para la Procedencia y Autenticidad del Contenido) para crear filtros y evitar este tipo de contenidos. Además, se respaldará en los usuarios para que identifiquen y denuncien los trabajos que no cumplen con los nuevos términos de la plataforma.

Este es tan solo uno de los debates que gira en torno a los generadores de imágenes. Hay quienes plantean que estos pueden reproducir estereotipos dañinos y quienes aseguran que son una puerta abierta para crear deepfakes más precisos. Queda por ver cómo evolucionará este asunto con el paso del tiempo.

Fuente: Xataka

Continue Reading

Inteligencia Artificial

Por medio de IA, podés seleccionar tu cobertura médica ideal

Un interesante desarrollo que se apoya en big data para sugerir las mejores prestaciones.

Un interesante desarrollo que se apoya en big data para sugerir las mejores prestaciones.

El Covid-19 supuso un escenario de mayor vulnerabilidad, que sumado a un contexto económico inestable en la región donde la previsión financiera toma mayor relevancia, la necesidad de encontrar un seguro de salud capaz de adaptarse a las distintas situaciones y proyecciones personales o familiares, se hace fundamental.

En este sentido, la evolución digital, a través de sus distintos usos permite crear nuevas herramientas que logren satisfacer las necesidades más específicas del ser humano. Es el caso de InternationalHealth.com que, gracias a la Inteligencia Artificial (IA) y Big Data, logró desarrollar un software capaz de simular distintos escenarios y así encontrar la mejor cobertura médica para cada persona.

La IA y Big Data son nuestros puntos fuertes, las usamos para registrar toda la información de los planes y productos que existen hoy en día en el mercado. Esto lo hacemos gracias a un motor de base de datos de productos dentro de la plataforma, donde para cada uno de estos planes registramos todo tipo de información: cómo se califican, qué cubren y cuáles son sus limitaciones” expresó Matias Stäger, CTO de InternationalHealth.com.

De esta manera, dicha tecnología facilita evaluar qué tanto cubre una prestación específica en una Clínica en caso de requerir una hospitalización o incluso estudios específicos como un examen de radiología. Esta información es rescatada y guardada en la base de datos para luego ser utilizada al realizar las comparaciones entre los distintos planes y servicios.

La plataforma también cuenta con un motor de precios, donde en base a un algoritmo y los datos ingresados por el usuarios se logra calcular el precio exacto de cada uno de los planes. Es decir, un hombre de 35 años con su esposa y sus dos hijos tiene un perfil específico que se va a evaluar con un algoritmo en función a toda la base de Big Data.

Otra característica es el motor de puntuación y recomendación que utiliza inteligencia artificial a través de un modelo de machine learning. Para cada perfil va a correr un algoritmo de aprendizaje automatizado donde se van a simular diferentes escenarios.

En otras palabras, se analizan los diferentes eventos que le podrían ocurrir dependiendo de la edad o grupo familiar, por lo que el algoritmo prueba la cobertura de cada uno de estos planes en relación a los distintos eventos, les asigna una calificación y finalmente se puntúa una nota general del plan.

Más allá de vender un seguro, nosotros buscamos orientar, acompañar y generar confianza en un rubro que comúnmente parece bastante técnico e incluso costoso, por lo que estamos seguros que con la implementación de estas tecnologías y cada vez más avances en nuestra plataforma le estamos dando al usuario la oportunidad de escoger la mejor alternativa adaptada su estilo de vida y el de su familia” finalizan desde InternationalHealth.com.

Continue Reading

NO TE LO PIERDAS